9 cosas para llevar en un largo vuelo

Este verano hemos visto ofertas increíbles para viajar a Europa este año y con los tips para encontrar vuelos baratos que te hemos compartido es posible encontrar vuelos de larga distancia a destinos de todo el mundo.

Por supuesto, estar atrapado en un avión durante horas y horas puede ser una experiencia diabólicamente dolorosa, pero podemos ayudar a mejorarlo con esta lista de 9 cosas para lograr que un vuelo de larga distancia no sea un infierno.

1) Llevar un termo para bebidas calientes o frías

Si te gusta el café, sabes que las porciones del carrito de bebidas nunca son lo suficientemente grandes; y a veces ni siquiera son gratis, al menos no en esas aerolíneas súper baratas.

Solución: Trae tu termo y llénela con café del aeropuerto o pídele a la azafata que lo llene (no tienen que hacer esto, pero asegúrate de decirlo).

Recuerda, la jarra/termo debe estar vacía antes de pasar por seguridad debido a la regla de líquido.

Consejo: ¿No eres un bebedor de café? Usa el termo o la botella de plástico vacía para agua; solo llénalo en la estación de recarga de agua del aeropuerto.

2) Los cables

Sí, la gente todavía se olvida de agarrar los cables y/o cargadores cuando salen de viaje.

Previamente haz tu lista y revísala antes de salir: ¿Teléfono, tableta, computadora portátil, cables de carga, cargador portátil?

No empaques estos artículos en una bolsa documentada; en su lugar, colócalos en un bolso de mano o en tus bolsillos.

Consejo: La vida será más fácil si te aseguras de que todo está cargado antes de ir al aeropuerto.

3) Música

No hay nada como tu montón de canciones favoritas para mantenerte feliz incluso cuando tu compañero de asiento es un bebé que grita.

Varios viajeros frecuentes recomiendan auriculares con cancelación de ruido.

 

(Te damos más información de este tema en el siguiente enlace Viaja Compara | Fuentes: Viaja Compara y Reforma | Vídeo: YouTube   )

4) Video

Empaca tu dispositivo con películas y programas de TV. Un vuelo de 30,000 puede resultar mucho más corto de lo que realmente es.

5) Pequeñas comodidades del hogar

Estas acogedoras comodidades se pueden encontrarse en muchas listas de paquetes imprescindibles: almohada de cuello, cobija, antifaz de ojos (dicen que realmente ayudan a dormir en los aviones).

Consejo: Un número cada vez menor de aerolíneas puede ofrecer una manta, pero generalmente es algo que tienes que comprar, así que lleva la tuya.

¿No quieres llevar una manta? Un suéter o una chaqueta es igual de bueno.

6) Calcetines

Los gruesos calcetines de compresión pueden hacer que tus piernas se sientan mucho mejor, o eso dicen aquellos que no vuelan sin ellas.

Puede que desee preguntarle a un profesional de la salud si sería bueno para ti.

7) Bolso de mano

Veamos, tenemos electrónica, cables, almohada para el cuello, los calcetines, pero ¿dónde ponerlos?

Usa un bolso de mano y si hay espacio para tu ropa, excelente; acabas de guardar un paquete de tarifas de equipaje y las aerolíneas no pueden perder el equipaje de mano.

Sugerencia: si prefieres llevar una maleta grande y documentarla, no hay problema, pero trae también una especie de bolso de mano ligero, de modo que podrás guardar estos artículos a tu lado en el avión.

8) Prescripciones de todo tipo

Si tomas medicamentos recetados, llévalos contigo junto con la prescripción médica original. Si tomas medicamentos de venta sin receta o medicamentos para dormir, lleva lo necesario contigo.

Sugerencia: si usas anteojos y/o lentes de contacto, asegúrate de tener ambos contigo (y un par adicional de anteojos siempre es una buena idea). Ten consigo tus recetas ópticas también.

9) Bocadillos

Menos vuelos sirven comida gratis a pasajeros de vuelos económicos así que lleva los tuyos. Sugerencias: sándwiches, granola o barras energéticas, nueces, galletas, zanahorias y manzanas.

Ahora ten un vuelo maravilloso y viaja seguro.

Sharing is caring!