Sueño

El otro día tuve un sueño muy raro que les quiero compartir.

Soñé que estaba en una habitación con piso de madera, pero aunque al parecer había cosas mías no las sentía mía, no había fotos de nadie más que mías, tenía una pijama bonita así que decidí cambiarme con lo que había en el armario.

Para conocer más acerca de este tema entra a APLEMSA 

Era una casa hermosa, era grande y pintada de azul, tenía un patio lleno de pasto verde y dos árboles frutales que no sabría decirles cuales eran pero la cocina se veía muy moderna, además había una alcoba para la despensa ¡Y  tenía mucha comida! La sala estaba llena de colores vivos y brillantes, tengo la idea de que por ahí se formaba el arcoíris.

Seguía sin ver fotos más que mías, fotos viejas, sobretodo de mi adolescencia, lo gracioso es que si me acercaba a ellas algunas se movían y podía ver la escena de esa foto. Me sorprendí cuanto recordaba. Después había una especie de garaje  y estaba limpio, aunque noté que había mucho material para dibujar, lienzos gigantes, oleo, pinturas, brochas era un estudio de arte. Me emocioné muchísimo.

Decidí ver los alrededores y era una cuadra pequeña con casas muy similares a donde yo estaba, la mía estaba pintada de color azul y blanco. Luego en el patio vi que había un rincón con flores de muchos colores que combinaban con el lugar.

 

No había nadie alrededor, no me había percatado de ello hasta que todo se quedó en silencio. Después de pelear con mi conciencia  fui de curiosa a checar que había en las otras casas, la de lado izquierdo era amarilla y todo combinaba , los tonos no salían de esa gama, a comparación de la casa azul el sillón era blanco y pude ver los flejes de acero al final del pasillo, a lo mejor estaban construyendo.

Vídeo : YouTube 

El viento soplaba y todo estaba tranquilo pero la paranoia venía a mí diciendo que eso no era normal, que en ningún momento algo iba a saltar de la nada a pesar de que la imagen era muy agradable para la vista.

Fui a la casa roja de enfrente y llamaba muchísimo la atención, pero está estaba decorada con distintos patrones de diseño como circulitos o rayas, no soy muy admiradora de  combinar texturas pero quien hubiera hecho eso, definitivamente sabía lo que hacía porque todo coordinaba.

Aunque entré a las casas no atravesaba cierta área todavía tenía miedo y no sabía que era un sueño así que debía de ser precavida, en eso se me acercaba un perro muy bonito pero me asusté un poco cuando empezó a ladrar y me hablaba. El perro me dijo que la casa del color que quisiera era mío pero con la condición de que le diera un ojo a cambio. Lo peor es que lo pensé y le contesté… que había … sonado el despertador de mi celular, no supe que le contesté y la verdad no sabía cuál iba a elegir tenía que haberle pedido más tiempo a ese extraño perro que hablaba.

La información fue extraída desde: APLEMSA  , Mi Sabueso

Sharing is caring!